miércoles, 31 de agosto de 2016

Cuando los EEUU de Truman crecían al 14,7% anual

Diego Sánchez de la Cruz muestra los positivos resultados de las reformas de la Administración Truman en EEUU como consecuencia de sus liberalizaciones económicas y rebajas de impuestos.
Artículo de Libre Mercado: 



Reserva Federal de EEUU | Cordon Press

El 6 de septiembre de 1945, el presidente estadounidense Harry Truman lanzó lo que su gabinete bautizó como el Fair Deal. Su antecesor en el cargo, Franklin D. Roosevelt, logró con el New Deal un espectacular aumento del poder del Estado frente al mercado.
Tras el final de la II Guerra Mundial, Truman propuso una reforma del "gasto social" orientada a hacerlo más eficiente y menos costoso. Pero los legisladores del Partido Republicano querían ir más allá que su líder y abogaban por reformas abiertamente liberales, orientadas no solo a reducir el peso del Estado sobre la economía sino también a retirar los obstáculos del New Deal, que frenaban al sector privado.
Como recuerda J.P. Floru en Heavens on Earth, esa línea de reformas explica, por ejemplo, la ley de presupuestos de 1945, que suponía el primer recorte del gasto público en años por un monto de 5.900 millones de dólares, que equivalía a una rebaja del 13%. En el Impuesto sobre la Renta, empezaron a reducirse las tarifas desorbitadas que se habían fijado en tiempos de guerra, con un tramo superior del 94%. Más agresivo fue el recorte en el Impuesto de Sociedades, donde el tipo superior pasó del 90% al 38%.
También se aprobaron importantes ajustes presupuestarios. En 1945, el gasto federal era de 93.000 millones de dólares, pero en 1946 ya había caído a 55.000 millones. Los grandes esquemas de gasto público, que se habían creado en los años de Roosevelt, fueron desapareciendo.

Reducir un 50% el gasto público

Para incidir en esta línea, los legisladores del Partido Republicano habían concurrido a las Elecciones Legislativas de 1946 con una campaña enfocada en captar a los votantes que estuviesen cansados de pagar tantos impuestos. El resultado no pudo ser mejor para la derecha, que recibió su mejor cifra de votaciones en ambas cámaras desde 1933. La propuesta central de los republicanos planteaba una reducción del gasto público del 50% y una rebaja del 20% en los impuestos vigentes. Un año después, en 1947, el gasto federal había bajado de 55.000 a 34.000 millones.
Truman no estaba del todo por la labor de aprobar estas medidas, ya que consideraba que su partido estaba exigiendo reformas demasiado radicales, pero el avance de los postulados de mercado era imparable y, en 1948los legisladores demócratas se sumaron a los republicanos y solicitaron también un nuevo programa de rebajas fiscales. Ese año, se decretaron medidas que redujeron la carga tributaria en 6.500 millones de dólares.
Pero las reformas no acabaron aquí. Truman fue retirando los controles de precios y liberalizando de nuevo los mercados. También se aprobó la Ley Taft-Hartley, que retiraba los privilegios sindicales que se habían introducido en el mercado de trabajo en los años de Roosevelt.

El resultado

El PIB real creció un 7% en 1946, un 14,7% en 1947, un 9,5% en 1948 y un 3,1% en 1949. Los ingresos fiscales cayeron inicialmente de 67.000 a 61.000 millones, pero volvieron a alcanzar los 67.000 millones en 1950, como consecuencia del efecto expansivo que tuvieron las reformas liberales. El desempleo se movió entre el 4% y el 6% y el presupuesto federal entró en superávit en 1947, reduciendo la deuda de 269.000 millones de dólares en 1946 a 253.000 millones en 1949.

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada