viernes, 5 de noviembre de 2010

La holografía ya es un hecho y la invisibilidad, cada vez más cerca. (Curiosidades. Anécdotas históricas. 113)

La invisibilidad está cada vez más cerca de conseguirse. Cientificos británicos han dado un gran paso hacia el sueño de la invisibilidad humana y han desarrollado una película flexible que permitiría manipular la luz y volver invisibles a diferentes objeto.
La película contiene diminutas estructuras que forman un "metamaterial", que puede entre otros trucos, manipular la luz para volver a los objetos invisibles.

Los "metamateriales" flexibles se han hecho antes, pero sólo funcionan con luz de un color imperceptible a nuestra vista. Los físicos lo han llamado un "gran paso adelante" en el New Journal of Physics, y recogido por la BBC.

Estos metamateriales trabajan interrumpiendo y canalizando el flujo de luz haciendo que las ondas luminosas reboten de tal forma que vuelvan invisible el tejido, aunque las dichas ondas sólo se podrían conducir por estructuras similares a su longitud de onda.

De momento, las manifestaciones más cercanas a la invisibilidad se han dado con ondas de luz con una longitud de onda mucho más larga que la visible al ojo humano debido a que es más sencillo construir este tipo de meta materiales en estructuras de tamaño grande y para longitudes aptas para la visión humana es necesario un "metamaterial" con nanoestructuras que sobrepasarían los límites de fabricación.

Según Andrea Di Falco, investigador de la Universidad de St. Andrews y autor del estudio, "El primer paso es imaginar que esto se podría hacer", y para ello ha modificado las estructuras típicas de silicio por una de polímero. "Lo que he hecho aquí es fabricar una sola capa. Y demostrar que tiene las propiedades necesarias para crear un "metamaterial" flexible en 3D", comenta Di Falco.

Físicos, de la talla de Ortwin Hess, catedrático en metamateriales del Imperial College de Londres, felicitan a Di Falco por su descubrimiento, "Está claro que no es una capa de invisibilidad aún pero es el paso correcto hacia eso".

Por otra parte, un equipo de investigadores de la Universidad de Arizona ha conseguido desarrollar una técnica que permite crear hologramas en movimiento y transmitirlos casi en tiempo real. Un holograma es una imagen tridimensional que reproduce con gran realismo la forma de una persona u objeto ficticios o que se encuentran en otro lugar.

La nueva técnica, descrita esta semana en la revista 'Nature', perfecciona un sistema que los mismos investigadores estadounidenses desarrollaron en 2008. El modelo anterior permitía generar imágenes tridimensionales de un solo color que se actualizaban cada cuatro minutos. El nuevo sistema crea hologramas de tres colores cada dos segundos, dando la sensación de tiempo real.

Para obtener la imagen en 3D se utiliza un láser pulsado y para conseguir distintos colores se usa una técnica denominada multiplexación angular. El sistema utiliza 'hogels' (píxeles en 3D). Se fotografían múltiples imágenes bidimensionales desde diferentes ángulos con diferentes cámaras, que son transmitidas al lugar de destino a través de una red Ethernet. En el lugar de destino, las imágenes que conforman el holograma se visualizan casi en tiempo real en una pequeña pantalla y se actualizan constantemente.

Aunque la técnica aún tiene que perfeccionarse, supone un paso importante para que en un futuro cercano la telepresencia sea algo común. Podrá ver y conversar con personas que se encuentren en otro lugar como si estuviesen en la misma habitación sin utilizar gafas especiales. Las videoconferencias serán en tres dimensiones y un holograma de su jefe podrá estar en la misma sala aunque se encuentre en otro punto del globo.
Las aplicaciones se extenderán a múltiples campos, ya que podrá usarse en la industria del entretenimiento, en telemedicina o en ingeniería. Cirujanos situados en diferentes lugares del mundo podrán participar y ayudar en complejas operaciones quirúrgicas, ya que serán capaces de observar a través de hologramas tridimensionales la zona que se opera.

Cambiará también la forma de disfrutar del cine y televisión. Podremos ver partidos de fútbol como si Cristiano Ronaldo o Leo Messi estuvieran en nuestro salón, o disfrutaremos de una película de miedo con un gran realismo.

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Twittear