lunes, 19 de septiembre de 2016

El peligro de anteponer el honor a la libertad de expresión

El escritor Salman Rushdie expone el enorme peligro que entraña la cuestión del honor por encima de la libertad de expresión, y de aquellas culturas que lo anteponen, ante los intentos de llevarlo a cabo en Occidente a través de la ONU. 


"Hay que entender, antes de ver el video, que los islámicos no creen en nada que tenga que ver con Derechos Humanos o similares, su Ley es la Sharía y sus códigos morales y políticos son el Corán y los Hadices, lo demás como DD.HH. son para los islámicos papel toilet.

Sin embargo, hay una contradicción en la Declaración Universal de Derechos Humanos (DUDH) (aparte de las contradicciones de derechos fundamentales individuales frente a los artículos del 22 al 26 que son derechos colectivos) que define que, por una parte existe libertad de expresión (artículo 19) y por otra, cada uno tiene derecho a la privacidad suya y de su familia, de su reputación pero especialmente al "honor" (artículo 12), siendo honor no solo entendido como la dignidad personal sino como cualquier forma de expresión que "ofenda" sus costumbres, moral y creencias.
¿entonces qué podemos decir ante ello? ¿tenemos libertad de expresión o no? ¿es relativa, depende de la ley o simplemente cualquier cosa debe entenderse como ofensa? parece ser que el correctismo político y los defensores de los musulmanes están tomando esto último del "honor" para defender cualquier crítica hacia su religión, como si fuese algo personal (no sobre sus ideas sino personal).
En el video, el escritor Salman Rushdie (condenado por el Ayatollah Jomeini) nos define que para un musulmán hay dos ideas opuestas éticas: honor y verguenza. La idea de "honor" para un musulmán es únicamente el honor poseído naturalmente por el hombre, así como la verguenza para el hombre solo la puede causar una mujer y para evitar que el hombre sea puesto en verguenza se debe callar a la mujer. Esto nos lleva a la siguiente conclusión: si la mujer es causante del deshonor del varón ¿cómo podría aplicarse métodos para no deshonrarlo? el islamismo se genera una serie de posturas inverosímiles, racionalistas y absurdas sobre qué formas de costumbres éticas se deben llevar que terminan siendo represivas contra la mujer.
Ergo, el derecho al honor (que vendría a ser un absurdo derecho) es usado antojadizamente por los musulmanes no en el sentido occidental de una ética objetiva sino mediante imperativos religiosos y costumbristas que terminan por socavar la libertad de otras personas, en este caso, las mujeres, y dan toda permisibilidad a los llamados "crímenes de honor".
El Derecho al Honor es un absurdo y no habría más que agregar a ello, es una tradición conservadora y abstracto-arbitraria que se plasmó en la Declaración Universal de Derechos Humanos y que no quiere decir nada en específico, así como puede ser usado en defensa del islamismo demencial (demencial y misógino)."

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada