martes, 15 de noviembre de 2011

Si que tenía razones de peso para votar a su partido, sí. (Política, Economía. 429)

Se está poniendo de moda eso de quedarse en blanco ante los votantes.
Si hace pocos días era el republicano Rick Perry el que se quedaba en blanco al enumerar tres agencias gubernamentales que cerraría si llegara a la Casa Blanca, en esta ocasión el presidente del PSOE de Castilla y León, Óscar López se quedaba también en blanco. Aunque ciertamente, este caso es bastante más grave, debido a que se trataba como él decía de "3 argumentos de peso, de mucho peso para votar al PSOE en estas elecciones".

Y una cosa es quedarse en blanco ante un dato o cifra o algo menor, pero no poder decir ni 3 razones para votar a tu partido, siendo además de peso, y el tema central de tus palabras dice muy poco en tu favor, y por supuesto en el de tu partido:

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Twittear