viernes, 20 de julio de 2012

“Algo malo va a pasar” (Bolsa, Mercados financieros. 90)


Un artículo de Carlos Montero, en el que se hace eco de las declaraciones de uno de los gestores de más prestigio:  El británico Hugh Hendry, fundador del hedge fund Eclectica.

Tras una serie de apariciones en televisión el año pasado, como señala Robert Cookson en FT, Hendry se convirtió en el gestor más conocido de Gran Bretaña, lo que no gustó demasiado a sus ricos y honorables clientes, que le pidieron un poco más de discreción. Y así lo hizo hasta ahora. Voy a intentar explicarles porque del motivo de dedicar el artículo de hoy a este gestor. En primer lugar porque conozco personalmente su capacidad de gestión. El fondo que dirige, Eclectica, ha conseguido una rentabilidad media anual del 10% desde el 2002, su año de fundación. Este rendimiento está entre los mejores de la industria en esta década, y es especialmente meritorio si tenemos en cuenta el mercado bajista en el que se ha desarrollado.
En segundo lugar, porque conozco personalmente su capacidad de análisis y anticipación. Hendry previó en los círculos privados británicos la crisis financiera actual antes que otros analistas y gestores más populares, y que posteriormente se han llevado “el mérito” de esos aciertos.
Tercero, porque a diferencia de otros importantes gestores, Hugh Hendry no reniega de su papel de especulador, el cual defiende vehementemente, y al que considera fundamental (como lo hago yo), para el desarrollo normal de los mercados.
Y cuarto, cómo el mismo dice, “sospecho que soy de los pocos jefes de inversión que no mantiene correspondencia diaria con los banqueros de inversión, ni con sus especialistas equipos de ventas. Ni un amigo, ni una sola llamada telefónica, ni un mensaje instantáneo. Yo no estoy buscando este tipo de ventaja”.
Estos cuatro motivos, entre otros, me hacen otorgar un especial valor a las palabras de este gestor que tan poco se pronuncia últimamente en los medios. Bien, pues lo interesante viene ahora.
Hugh Hendry cree que Europa se encuentra en una situación similar a la década de los 30 del siglo pasado en EE.UU. La Gran Depresión se originó en EE.UU. en 1929 y duró hasta finales de los años treinta. El desempleo en EE.UU. subió al 25%. El PIB se contrajo un 9,9% en 1930, un 7,7% en 1931 y un 14,9% en 1932.
Estos datos macro no están muy alejados de los de algún país de la zona euro. España tiene una tasa de desempleo similar y Grecia lleva cinco años consecutivos en recesión. Pero lo que Hendry señala es que, al igual que en 1930 los agentes económicos y los inversores creyeron que el empeoramiento económico de EE.UU. era coyuntural (el Dow Jones rebotó desde los mínimos de 198 puntos a 294 puntos), ahora Europa se encuentra en la misma situación.
Hendry afirma que “hemos llegado a un punto en la historia económica que es sumamente desagradable para la clase política, y la verdad es que la magnitud del problema es mayor que su capacidad para responder. Eso les aterroriza.”
Hendry cree que vamos a ver un crash en los mercados, como sucedió en el Dow Jones tras alcanzar los 294 puntos a los que hacíamos antes referencia, y que otorgarán a los inversores una oportunidad única en la vida para invertir.
“Van a pasar cosas malas, y aún creo que la analogía más cercana es la década de los 30”.
Es sólo una opinión, me dirán ustedes, y tendrán razón. Pero para mí, esta opinión que viene respaldada por un posicionamiento en el mercado, tiene un especial valor, y eso por eso por lo que la traigo a estas páginas.

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Twittear