viernes, 22 de julio de 2016

Y mientras algunos se burlan. McDonald's suspendió la venta del famoso Big Mac en Venezuela por falta de pan

Primero fueron las patatas, ahora empiezan a ser las hamburguesas. El producto estrella de McDonalds, el BigMac dejará de venderse en Venezuela por la falta de cierta rebanada del pan. 
Socialismo es miseria y hambre, siempre y allá donde se intenta implantar. Sin embargo, da igual, puesto que la ceguera es más importante a los hechos. Y nunca es suficiente para que algunos abran los ojos. 


Desgraciadamente, para algunos (en este caso Izquierda Unida), es mejor reírse de las desgracias humanas que provocan sus ideas cuando se implantan en mayor medida y más ámbitos. 


Sencillamente patético. El problema es que no pueden comer ni comida basura ni no basura. Simplemente cada vez pueden comer menos (escasez del 80% de alimentos y medicinas), hasta el punto de que 130.000 venezolanos (hombres, mujeres y niños) tuvieron que atravesar el último fin de semana la frontera con Colombia para adquirir alimentos. 


Es la estrategia de siempre, desde el comunismo de la URSS. Primero decían que era el modelo a emplear y exportar a todo el mundo. Que iba a ser la solución a todo y mucho mejor y más eficiente que el capitalismo y los modelos democráticos occidentales. Cuando la misera de su sistema se pone de manifiesto, empieza la estrategia de la negación (como hemos ido viviendo con el paso de los años en Venezuela). Todo era mentira, invenciones propagandísticas y quien criticaba cualquier cosa era un vendido a no se qué intereses (tienen diferentes comodines). La siguiente fase se produce cuando los hechos no pueden ser ocultados y la miseria generalizada. La estrategia pasa a la de buscar chivos expiatorios internos y externos (los yankies, la burguesía, las empresas, los ricos, la avaricia, los antipatriotas, el mercado...) y al empleo de continua propaganda simplista para intentar sostener lo insostenible. Por último, el sistema se hace del todo insostenible y el fracaso es absoluto. Las opciones son varias. Uno: El sistema se derrumba, como se vio en la URSS o en la Alemania Comunista con la caída del Muro de la vergüenza. Dos: El sistema se reforma abriéndose al mercado y dando marcha atrás paulatinamente a muchas de estas ideas (lo que implica el reconocimiento de errores del pasado), como ocurrió tras el desastre de la China de Mao en los años 70 (por la que el país empezó a desarrollarse en prosperidad y a aumentar libertades económicas y civiles a marchas agigantadas), aunque mantienen un grado de planificación aún muy elevado y nada positivo, (con consecuencias peligrosas y elevados riesgos). Y tres: El sistema deviene en dictadura manteniendo (al menos a corto plazo si no hay ayuda exterior que suele haberla de distinto modo) para mantenerse los dirigentes en el poder y evitar con mano dura la revuelta del pueblo, las protestas y la exigencia de libertades por parte de la sociedad civil, tal como podemos observar en Corea del Norte o Cuba. 

Pero no pasa nada. El milagro del socialismo es que siempre encuentra por sus ideas idealistas atractivas y populistas una nueva oportunidad y gente queriendo imponerlas. 

Artículo de Infobae:

McDonald’s dejará de vender su hamburguesa Big Mac en Venezuela (Reuters)McDonald’s dejará de vender su hamburguesa Big Mac en Venezuela (Reuters)

El gigante estadounidense de la comida rápida McDonald's suspendió la venta en Venezuela del Big Mac –su hamburguesa emblemática– por dificultades con un proveedor, anunció la compañía.

"En McDonald's Venezuela trabajamos para solventar esta situación temporal. Junto a nuestro proveedor, evaluamos las mejores opciones que nos permitan seguir ofreciendo productos de calidad", señaló la empresa en un comunicado enviado a la AFP este jueves.
La compañía no detalló las complicaciones, pero versiones de prensa indican que el Big Mac dejó de ser comercializado por falta de una tradicional rebanada de pan que separa dos porciones de carne.
McDonald's añadió que, por lo pronto, seguirá ofreciendo los demás productos de su menú.

La franquicia ya se había visto obligada a suspender la venta de papas fritas entre enero y noviembre de 2015, ante la imposibilidad de importar el tubérculo precocido.

El emblemático Big Mac
El emblemático Big Mac

Esto, en medio de una sequía de dólares a raíz de la caída de los precios del petróleo, generador del 96% de las divisas del país, cuyo monopolio mantiene el Estado desde 2003 a través de un férreo control de cambio.

Los venezolanos padecen, además, la escasez del 80% de los alimentos y medicinas, según estimaciones privadas.

La venta de las patatas en McDonald's se reactivó con producción nacional, aunque con un aumento sustancial en el precio.

En esa oportunidad, la cadena de restaurantes lanzó una campaña publicitaria para invitar a sus clientes a volver a consumir papas, junto con las yucas y arepas con las cuales completó los platos provisionalmente.

McDonald's está presente en la nación petrolera desde hace tres décadas.
Con información de AFP





Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada