miércoles, 23 de marzo de 2016

Puedes asaltar una capilla y amenazar con quemar a obispos, pero no seas islamófobo

Elentir analiza la enorme muestra de hipocresía de la extrema izquierda al respecto del trato al cristianismo y al islamismo. 


Artículo de Contando Estrelas: 




Hoy, con ocasión de los atentados de Bruselas, está siendo trending topic mundial en Twitter la etiqueta #StopIslam. Muchos la han usado para insultar a los que apoyaban esa idea.


Ya he manifestado en otras ocasiones mi opinión acerca del Islam y de los musulmanes. El Islam es una religión que contiene preceptos que rechazo sin rodeos. Creo que no es fruto de la casualidad que en la amplia mayoría de los países musulmanes no haya arraigado la democracia. El llamado multiculturalismo, que pretende equiparar la cultura occidental y la cultura islámica, me parece una colosal estafa ideológica. Dicho esto, y como ya he dicho otras ocasiones, hay que recordar también que muchas de las víctimas de los atentados yihadistas son musulmanes, y que el hecho de ser musulmán no convierte a nadie en terrorista ni en simpatizante de los terroristas. En resumen: yo soy muy crítico con el Islam, pero me niego a juzgar a todos los musulmanes como si fuesen terroristas, y menos aún cuando muchos de ellos son víctimas del yihadismo.
Pedían libertad para atacar a la Iglesia pero insultan a los críticos del Islam
Dicho esto, no deja de sorprenderme la reacción de mucha gente de izquierdas en el citado trending topic. Es pasmoso ver a muchos progres cegados por el odio al cristianismo insultando hoy a quienes rechazan el Islam. Recientemente hemos tenido claros ejemplos de hasta dónde puede llegar el odio a los cristianos de buena parte de nuestra izquierda. La reciente condena de Rita Maestre por el asalto a una capilla ha sido contestada desde la mayor parte de la izquierda con una directa defensa de dicho asalto y de las ofensas gratuitas a los católicos que se lanzaron durante él. Da la sensación de que los izquierdistas españoles se creen con derecho a agredir a los católicos, y que piensan que la obligación de los católicos es dejarnos acosar, insultar y asaltar sin hacer nada, todo ello en aras de un aberrante concepto de la libertad de expresión.
Izquierda Unida rechaza la islamofobia y pide sancionar críticas al Islam
Sin embargo, cuando la libertad de expresión se ejerce en el sentido de dirigir una crítica al Islam, entonces las manifestaciones izquierdistas viran hacia peticiones de censura. Veamos algunos ejemplos. En enero de 2015 Izquierda Unida pedía prohibir una manifestación contra el Islam ante una mezquita en Valencia, acusando a los convocantes de “fomentar el odio contra el conjunto de una religión”. En marzo de 2015 la diputada de Izquierda Unida Marina Albiol dirigía esta petición al Parlamento Europeo para que sancionase a otro eurodiputado por decir que la democracia no es compatible con el Islam, por alerta de la islamización de Francia y Europa y vincular al Islam con el terrorismo:
Y al mismo tiempo apoya a los violentos cristianófobos
En contraste con lo anterior, en agosto de 2011 IU apoyó una marcha anticatólica en Madrid que se saldó con insultos y amenazas de muerte contra jóvenes peregrinos que habían acudido a la capital de España a encontrarse con el Papa Benedicto XVI en la Jornada Mundial de la Juventud. En marzo de 2015 IU salió en apoyo de los ultraizquierdistas detenidos por atentar con sendas bombas contra dos iglesias, calificando de “ola represiva” las detenciones.
Podemos rechaza la islamofobia y se niega a firmar el Pacto Antiyihadista
En una línea muy parecida, el año pasado Podemos rechazó sumarse el Pacto Antiyihadista. Frente a unos criminales islamistas que han estado masacrando a miles de personas, la formación morada proponía la táctica del apaciguamiento, con un manifiesto equiparando la islamofobia con el racismo y la xenofobia. En enero de 2016 se supo que políticos de Podemos donan parte de su sueldo público a la iniciativa “Aprendiendo del Islam”, que según recoge la web del partido pretende “trabajar sobre los prejuicios y esterotipos que se han formado en la sociedad acerca del Islam”.
Apoyan la cristianofobia y se niegan a condenar el genocidio cristiano del ISIS
La cosa cambia cuando se trata de combatir el odio contra los cristianos. En febrero de 2016 Podemos e IU se negaron a apoyar la condena del Parlamento de Europa al genocidio del ISIS contra cristianos y otras minorías religiosas. Y sobre el caso del asalto de Rita Maestre a la capilla, Podemos se ha volcado en apoyar a la concejala, invocando la libertad de expresión como excusa para un asalto en el se coreó la amenaza “Vamos a quemar la Conferencia Episcopal”.
Algún día la izquierda española podría tener el detalle de explicar a los ciudadanos la razón por la que cree que su odio al Cristianismo justifica cualquier cosa, incluso el asalto a una capilla, pero al mismo tiempo no admite crítica alguna al Islam, y ya no digamos el asalto a sus lugares de culto. Me pregunto qué diría esa misma izquierda si en países cristianos, a día de hoy, se lapidase a mujeres acusadas de adulterio, se ahorcase a homosexuales por serlo, se condenase a muerte a los que reniegan de la religión mayoritaria y otras cosas que ocurren, a día de hoy, en países de mayoría musulmana. Lo peor de todo es que esa simpatía de la izquierda por el Islam está sirviendo para justificar que Europa ponga todo tipo de trabas al ejercicio de la libertad religiosa de los cristianos, intentando borrar nuestras tradiciones y limitar toda crítica a la religión mahometana para que los musulmanes no se sientan ofendidos, y eso mientras en muchos países islámicos las minorías cristianas sufren una situación dramática, cuando no están sin más empujadas a la clandestinidad, como ocurre en Arabia Saudí y en las zonas bajo el dominio del ISIS.
(Foto: AP / Thierry Charlier. Una protesta contra la islamización de Europa convocada en Bruselas el 11 de septiembre de 2007)

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada