martes, 8 de mayo de 2018

La Justicia española es un 46% más cara que la media europea, pero más lenta

D.S.C se hace eco del reciente trabajo sobre la calidad de las instituciones en España, mostrando algunos datos al respecto acerca de la calidad institucional, la democracia, los mayores problemas percibidos por los españoles al respecto o la Justicia.

Artículo de Libre Mercado: 
El gasto en justicia de nuestro país es de 88 euros, por encima de un promedio de 60 euros | Pixabay/CC/pixel2013
El Círculo de Empresarios acaba de publicar un interesante libro titulado La calidad de las instituciones en EspañaEl documento al completo está disponible en este enlace y fue coordinado por el profesor Víctor Lapuente, doctor en Ciencias Políticas por la Universidad de Oxford y profesor en la Universidad de Gotemburgo.
Entre las principales conclusiones del estudio, un mensaje para el optimismo: los españoles están entre los europeos que más rechazan dar dinero, regalos o favores a cargos públicos a cambio de obtener algún servicio o decisión administrativa favorable.
El libro nos recuerda además que la democracia española figura entre las mejores del mundo según las evaluaciones independientes de The Economist y Freedom House. Esto no ha evitado que, según las encuestas del CIS, se ha disparado el porcentaje de españoles que incluye "los políticos" y "la corrupción" entre los tres principales problemas del país.
politica-problema-cis-espana.png
Este indicador coincide con los datos que se derivan del Eurobarómetro, encuesta de alcance europeo que nos sitúa entre los ciudadanos del Viejo Continente que más desconfían de sus instituciones y autoridades.

Gasto en Justicia

El trabajo coordinado por Lapuente certifica que uno de los principales retos que enfrentan nuestras instituciones es el de agilizar los procesos judiciales. En el Cuadro de Indicadores de la Justicia de la UE, España ocupa el puesto 17 de 25 en cuanto a la duración de la resolución en primera instancia de procesos civiles y mercantiles. Estos indicadores se han deteriorado con el paso de los años: la duración media era de 314 días en 2010, pero aumentó a 325 en 2014, último año para el que se han elaborado estadísticas.
Por comparación, Luxemburgo se mueve entre los 85 y 90 días y ninguno de los países punteros está por encima de los 200. Y todo a pesar de que el Consejo de Europa certifica, a través de su iniciativa CEPJ, que el gasto en justicia de nuestro país es de 88 euros, por encima de un promedio de 60 euros. Por tanto, la clave no está en gastar más, sino en gastar mejor. Y es que, aunque gastamos un 46% más que nuestros socios, tenemos una Justicia más lenta.

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Twittear