miércoles, 24 de junio de 2015

Como saber si te están robando el WiFi (y como evitarlo)

El siguiente artículo muestra cómo averiguar si te están robando el WIFI y cómo evitarlo.


Artículo de Euribor:

¿Te va Internet lento en casa?. Podría ser que algún vecino te esté robando el WiFi. Da igual que lo tengas con clave, es muy fácil meterse en redes ajenas.


1. Cómo descubrir al intruso
Una conexión más lenta es solo una de las señales que nos deben de hacer saltar las alarmas. 

Herramientas gratuitas online. Para descubrir si alguien más está utilizando nuestra señal. Existen métodos específicos para Microsoft Windows (Wireless Network Watcher o Microsoft Network Monitor), así como para Apple (Mac OS X Hints) y dispositivos móviles o Android (Fing, Network Discovery, Net Scan) e iOS (Fing, IP Network Scanner, iNet). La desventaja de estas herramientas es que detectan solo los equipos que están conectados a nuestra red en el preciso instante en el que realizamos la verificación.

Accede al registro del router. Para acceder a la interfaz de administración del router, hay que teclear su dirección IP en la barra del navegador. Esta —normalmente 192.168.1.1— se encuentra en la información proporcionada por el fabricante; en alternativa la podemos averiguar dándole al botón inicio y tecleando cmd en el espacio donde aparece la lupa. En el recuadro que se abre, introducimos el comando ipconfig /all y después intro. Los números que se corresponden a la voz puerta de enlace predeterminada son la dirección IP de nuestro router. En un dispositivo Apple, en la lupa digitaremos la palabra terminal y luego netstat –r. La dirección aparecerá bajo la voz gateway. Llegados a este punto, copiamos la dirección en la barra del navegador. Se abrirá la interfaz de configuración del router. El nombre de usuario y contraseña suelen estar apuntados en el manual del router o en la pegatina que está debajo de ello. Si no los encontramos, podemos buscarlos en las páginas que los recopilan según la marca y modelo del router.

Ahora viene el momento de buscar el historial de los dispositivos que se hayan conectados a nuestro Wi-Fi. Lo encontraremos, generalmente, en el apartado DHCP o en el registro de los equipos asociados a la red. Ya que la IP de nuestros aparatos puede cambiar, hay que identificar al intruso a través de la dirección MAC, es decir, la dirección física de cada dispositivo. Este número, de 12 caracteres entre cifras y letras, ya nos ha aparecido anteriormente al ejecutar el comando ipconfig /all bajo la voz dirección física —para que aparezca en Apple, tras digitar netstat –r, tendremos que escribir ifconfig seguido por el nombre de la tarjeta asociada (que aparece bajo la voz netif) y buscar el número asociado a la palabra ether—. Otra forma para averiguar este código, tanto en ordenadores como en móviles y tabletas, es entrando a las opciones avanzadas de las propiedades de la tarjeta de red.

2. Fortalece la seguridad de tu conexión, al menos con estos dos consejos.

Cambia el nombre y la contraseña de la red. Refuerza el protocolo de seguridad. El mejor sistema para proteger nuestra red doméstica es el protocolo WPA2-PSK,

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Twittear