miércoles, 29 de marzo de 2017

Un restaurante vegano de Tarragona prohibe a una madre dar el biberón a su hijo

El creciente radicalismo e intolerancia sigue expandiéndose a sus anchas fruto de la extensión de ideologías (tales como el marxismo cultural) que alientan el odio y la confrontación entre todo tipo de grupos. 

Artículo de Libertad Digital: 
Una madre besando a su hijo. | Pixabay/CC/PublicDomainPictures
El Vergel, un pequeño restaurante vegano situado en Tarragona, se encuentra en el ojo del huracán después de que prohibiera a una madre dar el biberón a su hijo de cuatro meses dentro del local porque la leche que contenía el mismo no era ni vegetal ni de la propia madre. La polémica ha saltado a las redes sociales después del intercambio de opiniones que los protagonistas han tenido en el canal de viajes TripAdvisor.
El primer comentario lo hizo la madre, quien contó que se sintió "humillada" en el restaurante cuando poco después de que comenzase a dar el biberón a su bebe uno de los camareros le dejase una nota junto al plato. "En el papel ponía que no se puede entrar con comida de origen animal y si se trata de biberón pues tampoco. Alucinante. No sabía qué hacer, fue una situación totalmente inesperada, humillante y sin poder defenderme. Avisarme con un papel…", explica la madre.
"Creo que tan extremo no habría que llevar sus ideas, si se meten con los bebés ya podrían prohibir la entrada de gente con bolsos, cartera o chaqueta de piel o prohibir el uso de los aseos a aquellos clientes que comieron carne/leche/huevos dentro de 48 horas…", continúa, para decir posteriormente que "la forma en que lo hicieron aquel día conmigo y con mi bebe más bien me recuerda a un régimen totalitario".
El mismo restaurante también da su versión de los hechos. Expone que "puede que la forma no fuera la más adecuada", pero se defiende argumentando que "para nosotros tampoco es fácil afrontar estas situaciones". "Hemos tenido que presenciar el suministro de potitos con ingredientes de origen animal tanto de manera directa como a escondidas por parte de algunos padres, motivo por el que hemos decidido que no se consuma ningún tipo de comida del exterior", añade.
Finalmente, termina con una delirante argumentación: "Desconozco si el biberón contenía leche de vaca o la suya propia (…) sin embargo, las madres verdaderamente humilladas son aquellas violadas durante toda su vida para tener bebés que son robados y descuartizados para que los humanos les arrebatemos la leche que era para ellos: estas madres son las vacas, ovejas y cabras, víctimas del biberón de su hijo".

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario