domingo, 5 de marzo de 2017

Rebelión fiscal en Asturias: más de 100.000 firmas contra el Impuesto de Sucesiones

Sin duda una rebelión necesaria e inédita en España, y que debiera ser el principio extensible a tantos otros impuestos expoliadores en España. 

Y es que no hay nada más legítimo que rebelarse contra el robo institucional para defender lo que es tuyo, fruto del trabajo, el esfuerzo y el ahorro durante décadas (en lugar del despilfarro o consumismo que se incentiva mientras se critica precisamente por los que más piedras ponen en el camino del ahorro, que pretenden además quedárselo). 

Nada que ver por otra parte, con manifestaciones que precisamente exigen quitar a terceros en beneficio propio, y que el electoralismo y aún más el populismo tanto exacerba...


Artículo de Libre Mercado: 

Cabecera de la marcha este jueves en Oviedo | Plataforma por la eliminación del Impuesto de Sucesiones

Las marchas de contribuyentes contra el Impuesto de Sucesiones se extiende a otras ciudades. Si el pasado martes eran cientos los andaluces que protestaban en las calles de Sevilla por el elevado tributo que aplica la Junta de Andalucía, este jueves son los asturianos los que han protestado en el centro de Oviedo para exigir al Gobierno socialista de Javier Fernández la eliminación de este gravamen.
Los manifestantes, al menos 2.000 según una primera estimación de los convocantes, se concentraron esta mañana ante la Junta General del Principado con camisetas y pancartas reivindicativas, al grito de Asturias es una "dictadura fiscal" o "basta de atracos en Asturias". Algunos diputados de PP, Podemos y Ciudadanos han salido a atender a los concentrados, mientra que la presidenta de Foro, Cristina Coto, pidió el final de los "engaños" y se refirió a la manifestación como "un clamor de justicia social", informa La Nueva España.
Además, la protesta no se ha limitado a los cientos de manifestantes en las calles, puesto que también han presentado 108.738 firmas en la Junta General para reclamar la supresión del tributo, lo que equivale a más del 10% de la población y casi el 15% del electorado en Asturias. Asimismo, la plataforma convocante, por la eliminación de Sucesiones, denostó la elevación del mínimo exento pactada entre el Gobierno del Principado y el PP. "Es un parche", dijo Clavelina García, la anciana convertida ya en símbolo del movimiento y que ha sido aclamada por los concentrados incluso al grito de "presidenta". García calificó el impuesto de "atropello inconcebible", y se preguntó si "somos ricos por tener un piso".
Álvaro López Castro, portavoz de la plataforma, abogó por la eliminación de este impuesto y aseguró que el siguiente paso será unirse a los movimientos anti-Sucesiones que han surgido en Andalucía y Extremadura para acudir al Congreso de los Diputados.
En caso de que el poder político no responda, López avanzó que "constituiremos un partido apolítico para pedir la eliminación" del tributo en el Principado. La idea consiste en presentarse a las próximas elecciones regionales con el único punto de eliminar Sucesiones y Donaciones, renunciando a todos los sueldos y retribuciones que les corresponda como diputados en caso de ser elegidos.
Este grupo asturiano exige al Gobierno del Principado una exención en la base imponible del 99% en los parientes en la línea ascendente y descendente, en la colateral hasta que quinto grado, así como entre cónyuges o parejas de hecho.
Buena parte de los asistentes a la concentración eran personas mayores que temen que sus hijos no puedan asumir el pago de impuestos cuando hereden sus bienes. "Hemos trabajado desde los 22 años para construirnos nuestra casa, nos hemos privado de muchas cosas para pagarla y hemos abonado nuestros impuestos. Es una injusticia que nuestros hijos tengan que pagar un dineral por nuestra casa cuando la hereden", señalaban a la unísono María del Carmen Díaz y José Ramón Rodríguez, un matrimonio de Gijón de 68 y 70 años presentes en la marcha.
PRO-AS3.jpgLos asturianos se manifiestan en el centro de Oviedo

Pagan hasta 1.000 veces más que en Canarias

Tal y como avanzó Libre Mercado, con datos del Registro de Asesores Fiscales del Consejo General de Economistas (Reaf-Regaf), tomando como base un soltero de 30 años que hereda bienes de su padre por un valor de 800.000 euros, de los que 200.000 corresponden a la vivienda del fallecido, Andalucía, Extremadura, Aragón, Asturias y Castilla y León son, por este orden, los que aplican la mayor mordida sobre el patrimonio familiar.
La factura en el caso de Andalucía supera los 160.000 euros y en Asturias los 130.000 euros. Por el contrario, Canarias (134 euros), Cantabria (1.487) y Madrid (1.586) aplican un tributo mucho más bajo al gozar de una bonificación del 99% en la mayoría de los casos.
SUCES01.jpg

Así pues, heredar en Andalucía, Extremadura, Aragón, Asturias y Castilla y León cuesta unas 100 veces más que en Madrid y hasta 1.000 veces más que en Canarias.

SUCES02.jpg

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada