lunes, 23 de noviembre de 2015

Irlanda desmonta la subida del Impuesto de Sociedades que quieren PSOE y Podemos

Diego Sánchez de la Cruz sobre la propuesta de subir más impuestos a las empresas que se ve en los adelantos de programas de PSOE y Podemos para recaudar más, contraponiendo varios ejemplos de bajadas de impuestos y aumentos de recaudación (por mayor actividad económica y atracción de inversión y empresas). 

Artículo de Libre Mercado:
Los adelantos del programa electoral del PSOE y Podemos coinciden en la defensa de un aumento de los tipos vigentes en el Impuesto de Sociedades. Bajo el planteamiento de ambas formaciones, es necesario obtener más recursos de las empresas españolas para cuadrar las cuentas públicas.
Este reclamo ha sido recurrente en los diversos documentos que ha presentado Podemos. No obstante, también el PSOE habla ahora de "reformar el Impuesto de Sociedades para ensanchar las bases imponibles y elevar la recaudación"
Sin embargo, la teoría económica nos recuerda que no es necesario subir impuestos para obtener una mayor recaudación. Este mismo 2015, sin ir más lejos, las rebajas aplicadas por la Administración Rajoy en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y el Impuesto de Sociedades han ido de la mano con un aumento de los ingresos tributarios.
Así, aunque la reforma fiscal recortó los tipos impositivos, los datos de la Agencia Tributaria para el periodo enero-septiembre apuntan que los ingresos por IRPF han subido un 0,7% mientras que los recursos aportados por el IS se han disparado un 25,9%.

El ejemplo irlandés

Los responsables económicos de PSOE y Podemos no parecen haber cambiado de opinión tras observar lo ocurrido con la recaudación en España. Otro ejemplo que podría invitar a la reflexión es el de Irlanda, donde también vemos una evolución similar.
En los peores momentos de la crisis, la isla fue intervenida y "rescatada" por el FMI, el BCE y el resto de países de la Eurozona. Desde un primer momento, la Troika pidió a Irlanda que subiese el Impuesto de Sociedades para obtener más recursos fiscales.
Sin embargo, los sucesivos gobiernos no solamente se han negado a mover hacia arriba el tipo que soportan las compañías que operan en Irlanda, sino que han aprobado algunas deducciones adicionales desde entonces.
El resultado en términos recaudatorios ha sido muy distinto al que anticipaban los técnicos de la Troika. Entre 2009 y 2012, los ingresos derivados del Impuesto de Sociedades se mantuvieron constantes a pesar del duro ajuste que experimentó el país en términos de crecimiento y empleo.
Posteriormente, entre 2013 y 2015, la recaudación ha ido creciendohasta alcanzar niveles que no se registraban desde hace una década. De hecho, los casi 7.000 millones de euros que se esperan recaudar en 2015 suponen un aumento del 74% frente a lo proyectado inicialmente.
La siguiente gráfica permite comprobar esta situación:







Como ha explicado el Irish Times, el modelo de impuestos bajos por el que ha apostado Irlanda empuja al alza la recaudación por la fuerte presencia de numerosas compañías internacionales como Apple, que eligen a la isla como centro de operaciones en la Unión Europea.

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada