miércoles, 16 de noviembre de 2016

La hipocresía contra Donald Trump

Luis Lorente, David Muñoz y Carlos Navarro analizan la enorme hipocresía contra Donald Trump mostrando diversos ejemplos notorios y que han dado mucho que hablar (ahora que aún no se han hecho, no cuando sí lo hacían otros, ante lo que había silencio).

Artículo de ABC:
La hipocresía contra Donald Trump
Esto no empezó con la victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales, viene de más atrás. Hablo de la hipocresía de muchos, sobre todo desde la izquierda, contra el presidente electo. Durante la campaña electoral hemos podido escuchar todo tipo de ataques contra él, con la inmensa mayoría de medios de comunicación en su contra. La imparcialidad y la labor comunicativa de los medios han estado muy cuestionadas en estos meses, no es para menos.
Y los hay que han aprovechado el contexto de un candidato agresivo (en su comunicación política), con medidas un tanto peculiares, para atacarle directamente, incluso dentro del propio GOP (Grand Old Party, como se conoce al Partido Republicano).
Y también los hay que le han atacado por plantear medidas que otros presidentes anteriores a él llevaron a cabo en su momento, casualmente, sin alboroto y sin quejas (o no tan exageradas) de los que ahora claman al cielo cuando las menciona Donald Trump. Me estoy refiriendo, sobre todo, al muro en la frontera con México, la deportación de inmigrantes ilegales y el proteccionismo como bandera económica.
La administración Clinton comenzó a construir en 1994 un muro en la frontera entre San Diego (CA) y Tijuana (México). Quienes critican a Trump, ‘olvidan’ ese pequeño detalle. Los hay que comparan la política migratoria de Bill Clinton con las propuestas de Trump, diciendo que no están tan lejos el uno del otro. De hecho, los propios discursos de Clinton, como el que pronunció en el “State of the Union” de 1995, cuando dijo que EEUU «es una nación de inmigrantes, pero también una nación de Ley» y había que «evitar el abuso de la ley por parte de algunos inmigrantes».
En el tema de las deportaciones, Barack Obama ha sido el presidente que más inmigrantes ilegales ha expulsado de EEUU en más de 30 años: casi 3 millones de personas. Nuevamente quienes protestan por la promesa de Trump, callan ante las masivas deportaciones de Obama. Incluso Bill Clinton [cerca de 900.000] deportó más inmigrantes que Reagan [169.000 aprox.], con quien algunos comparan a Trump, etiquetándolos, como no, en el «neoliberalismo».
Por el camino económico, en los últimos años han proliferado muchas más medidas proteccionistas que liberalizadoras en el marco del G-20. Tanto es así que en el año 2016 triplican las primeras a las segundas, siguiendo la senda de años anteriores. Casi nada. ¿El proteccionismo del G-20 es bueno y el de Trump es malo?
Que me lo expliquen.
Todo esto pone en evidencia una cosa: solo se quejan cuando Trump lo dice, mientras ‘olvidan’ lo que presidentes demócratas han hecho, o incluso gobiernos de Europa con medidas parecidas.
Estamos ante el interés de muchos por demonizar a Donald Trump y de blanquear a otros, entre ellos al propio matrimonio Clinton. También de callar las mismas políticas cuando son otros los responsables. Por cierto, Trump no ha tomado posesión todavía. Leyendo a algunos parece el responsable de la situación mundial. Hipocresía en estado puro: ¿importa más la policy en cuestión o solo quien la lleva a cabo?

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada